lunes, 10 de febrero de 2014

Una receta divertida para hacer con mis niños


                            

  1. Corta los tomates en cuatro partes y resérvalos.
  2. Unta las galletas con el queso.
  3. Pon los tomates encima de las galletas y forma el cuerpo de la mariquita, tal y como se muestra en la foto.
  4. Corta la aceituna en dos y quítale el hueso. Con una mitad se forma la cabeza de la mariquita.
  5. Con un trocito de cebollino haz las antenas.
  6. Para las manchas de su espalda corta la otra mitad de la aceituna en trozos diminutos y colócalos sobre el tomate.